Los festejos navideños implican la alteración del ritmo y de los hábitos cotidianos. Estos cambios suelen afectar tanto la salud física como la psicológica, sobre todo en el caso de las personas ancianas. Por eso es importante usar rutinas para que los adultos mayores no sientan una gran modificación de su día a día y puedan así disfrutar de las fiestas. Descubre en Sanitas Promo Salud cuanto debes conocer sobre este tema.

Mantener rutinas contribuye a que los ancianos pasen más felices las navidades

Uno de los aspectos que más se altera en estas fechas es el nutricional. Navidad y fin de año son los momentos propicios para indigestarse y sumar kilos. Y si bien este tema incluye a todos, las personas mayores son las que sufren mayores consecuencias, ya que su proceso digestivo suele ser más lento. Además, pueden surgir otras complicaciones por algunas enfermedades que padecen.

Lo ideal es que no cambiemos demasiado la rutina alimentaria de nuestros abuelos. Sin que deje de ser una opción apetitosa, hay que proporcionales platos equilibrados y variados. Y de paso, sería bueno acompañarlos y que todos los integrantes de la mesa navideña coman rico y sano.

Los festejos de fin de año pueden provocar también modificaciones en el estado de ánimo de los ancianos. El recuerdo de otros tiempos y de seres queridos que ya no están les afecta particularmente. Hay que impedir que se aíslen, buscando la forma de integrarlos, sobre todo, con los más pequeños de la reunión.

Cómo usar rutinas para que los mayores disfruten la navidad Sanitas Promo Salud

Y si bien en las fiestas de navidad y fin de año se vive un ambiente especial, tanto en lugares públicos como en los hogares, se debe tener en cuenta que los mayores pueden estresarse por el excesivo estímulo de ruidos y luces, o por el cambio repentino de la decoración o de la disposición de los muebles. Todo en su justa medida, entonces.

Por último, pero no menos importante. El clima particularmente frío de estas épocas también afecta a los ancianos. Hay que cuidarlos de los cambios bruscos de temperatura, mantener bien ventilados los ambientes y controlar que se laven frecuentemente las manos. Estos son consejos de Sanitas Promo Salud. ¡Cuidemos a nuestros mayores, pues ellos lo han dado todo por nosotros! Se lo merecen.