Los pies son los pilares del cuerpo, por eso es imprescindible cuidarlos bien y para ello resulta primordial saber escoger bien el tipo de zapato, especialmente cuando se sufren dolencias, lo que suele afectar a la mayor parte de la población entrada en años. Vamos a ver en Sanitas Promo Salud qué tipo de calzado es recomendable para gente mayor.

Conforme se va avanzando en la edad, el sistema locomotor se va deteriorando y la parte fundamental de este son los pies. Esto hace que haya menos agilidad, se padezca más dolor, enfermedades como artritis y artrosis y deformaciones como, por ejemplo, los famosos juanetes. Veamos cómo usando zapato cómodo lo podemos evitar para poder caminar de una forma cómoda.

Qué tiene que tener el tipo de calzado recomendable para gente mayor

Tiene que sujetar bien

Un zapato que no sujete puede provocar dolores debido a que el pie debe realizar un gran esfuerzo para poder sujetarlo. Podría producir tendinitis, pero, además, puede degenerar en torceduras e incluso caídas. Por tanto, lo ideal es que lleven velcros, que son muy cómodos de poner y quitar; o cordones, para que queden perfectamente sujetos. Recuerda evitar aquellos que tienen el empeine muy pequeño o son destalonados.

Qué tipo de calzado es recomendable para gente mayor Sanitas Promo Salud

Llevar el número adecuado

No se tiene toda la vida el mismo número de zapato, de hecho, con el paso de los años, el pie suele ensanchar, lo que sumado a callos, juanetes y demás complicaciones puede hacer que se necesite un número más para evitar dolor, rozaduras, abrasiones, ampollas y que se formen callosidades. Especialmente si se es diabético. El número ideal es aquel en el cual el dedo meñique no queda oprimido, el talón ni se sale ni se desplaza y, además, el dedo más largo no toca la punta del zapato.

Mejor optar por suelas que amortigüen

Con el paso de los años, la capa de grasa que actúa como amortiguador del pie se va perdiendo. Por tanto, para evitar el dolor en la planta, las plantillas de gel o las suelas de goma son ideales puesto que actúan como amortiguadores. Especialmente importante, que sean suelas antideslizantes para evitar caídas y resbalones.

Estas son las pautas para elegir el tipo de calzado recomendable para gente mayor. Si quieres saber más, clica aquí.